Remedios caseros para la psoriasis

El tratamiento de la psoriasis requiere en general del uso de compuestos y elementos de adquisición en farmacias y en muchos casos bajo prescripción médica. Algunos tratamientos naturales para la psoriasis, no requieren de prescripción en concentraciones bajas, como la hidrocortisona, el ácido salicílico, el aloe vera o el alquitrán de hulla, pero en cualquier caso requieren de la adquisición e compuestos y productos específicos. Los pacientes que buscan remedios caseros para la psoriasis deben ser conscientes de que su efectividad en casos graves a moderados es limitada y de que, en cualquier caso, su velocidad de actuación suele ser menor que la de tratamientos específicos indicados por un especialista.

Remedios caseros para la psoriasis
Remedios caseros para la psoriasis
Los remedios caseros para la psoriasis tienen tres formas de actuación: aplicación directa sobre la piel (vía tópica), actuación desde el interior del organismo (equivalente a los tratamientos sistémicos) y basados en fototerapia.


Dentro de los remedios contra la psoriasis de aplicación directa sobre la piel, destaca el aloe vera. El aloe es una planta medicinal empleada desde hace más de 3000 años y se emplea para tratar multitud de afecciones de la piel, aliviar el dolor y reducir la inflamación. Es por este motivo por el que es especialmente efectiva contra la psoriasis. El aloe vera puede adquirirse en herbolarios, ya sea seco o fresco, o bien preparado específicamente para el tratamiento de la psoriasis, en forma de crema, pomadas y jabones.

En este mismo grupo se encuentran aquellos tratamientos basados en alquitrán de hulla, si bien la adquisición  de este compuesto en su forma básica es más difícil. Es mucho más habitual su adquisición en forma de jabones y cremas para su aplicación directa sobre la piel.

También de aplicación sobre la piel, es recomendable el uso frecuente de hidratantes, aplicando una capa fina que deje respirar la piel.

En cuanto a los remedios caseros para la psoriasis de efecto sistémico, es de destacar la importancia de la dieta. Es convenientes que los pacientes de psoriasis eviten los productos irritantes, mantengan una dieta equilibrada en cuanto a número de calorías y composición y sigan en lo posible una dieta anti-iflamatoria. Existen recetarios con colecciones completas de recetas efectivas para mantener a raya la psoriasis, incluyendo aquellos alimentos con propiedades anti-iflamatorias y evitando aquellos que aumentan la inflamación o provocan irritación.

Igualmente de efectivos, son los tratamientos caseros para la psoriasis basados en fototerapia. El remedio casero más efectivo de este tipo, es tomar baños de sol en las zonas afectadas por la psoriasis, tomando las precauciones debidas para evitar quemaduras que puedan empeorar la enfermedad. Es conveniente evitar las horas de mayor intensidad solar, así como utilizar protección adecuada a cada tipo de piel.